miércoles, 8 de junio de 2016

La Habana: La esencia de una ciudad y de la Maravilla que la habita

Foto: Cubadebate
Autora: Sheyla Delgado/Periódico Granma

“Por suerte, (…) la ciudad está intacta, venida a menos a veces, pero cuando se rasga el velo de esa aparente decadencia, aparece su esplendor en cualquier edificio, en cualquier sitio. Lo que hay que tener es ojos para ver la maravilla y un corazón que nunca desmaye”.

Son esas las palabras que quizá resuman mejor la esencia de una ciudad y de la maravilla que la habita, tal vez porque nacen desde lo más a la izquierda del pecho de quien mucho la conoce y ha hecho por ella, el doctor Eusebio Leal Spengler, director de la Oficina del Histo­riador de la Ciudad. Y lo dijo con alma de ciudad ante la prensa este martes, minutos después de la develación oficial del monumento con placa conmemorativa que acredita a La Habana como Ciudad Maravilla y que quedará como testigo en la explanada del Castillo de San Salvador de la Punta.

“Este título reafirma la idea preclara, visionaria y futurista de Fidel Castro, a quien especialmente dedicamos este reconocimiento en su 90 cumpleaños (…). A él, ejemplo de consagración, perseverancia y sentido de pertenencia, llegue el agradecimiento del pueblo habanero todo”, subrayó Marta Hernández, presidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular, en el acto presidido también por Mercedes López Acea, miembro del Buró Político, vicepresidenta del Consejo de Estado y primera secretaria del Partido Comunista de Cuba en la capital cubana.

“En cualquier parte del mundo donde estemos, siempre La Habana es La Habana. Para tan­tas personas que han trabajado, que han soñado a lo largo de los años, para la ciudad misma, para sus autoridades, es un aliento necesario para continuar algo que durará mucho tiempo, porque hay que trabajar arduamente”, advertía antes Leal Spengler.

“Un gran éxito para Cuba” en una “competencia alegre y justa”, fue —durante las palabras de apertura a la declaratoria— la expresión de reconocimiento del señor Bernard Weber, presidente y fundador de la fundación suiza New7­Wonders, promotora de la votación global que consagró a la capital cubana como una de las nuevas siete Ciudades Maravillas modernas. Y ponderó además su orgullo e inmenso placer por encontrarse en esta urbe.

“Nunca antes en la historia de la humanidad había sido posible tener una votación global, alcanzar consenso mundial y nunca antes las ciudades habían tenido la misma consideración” universal dada a las siete Ciudades Mara­villas del Mundo Moderno y de la naturaleza. Subrayó también Weber que ese resultado da fe de la participación activa de los ciudadanos en sus países y de sus seguidores en el mundo.

En tanto Marta Hernández significó que “nues­tra ciudad constituye parte del patrimonio más importante de la cultura material de la nación, y representa una pieza sustancial de la memoria histórica, con extraordinarios valores arquitectónicos y urbanísticos”.

“Nuestra responsabilidad es preservarla, en­riquecerla y llegar a sus 500 años de fundada haciéndola más creadora de riquezas materiales y espirituales, más admirada por su gente, y por los que a ella vienen a visitarla”, aseveró.

Esta ceremonia, junto a  la gala cultural que le sucedió en el Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso, abrió el telón de las festividades, a propósito del prestigioso reconocimiento, que se extenderán hasta el 11 de junio.


El monumento con la placa conmemorativa que acredita a La Habana como
Ciudad Maravilla fue develado en la explanada del Castillo de San Salvador de la Punta.
Foto: Yaimí Ravelo

No hay comentarios:

Publicar un comentario