miércoles, 9 de marzo de 2016

Una exitosa dirigente sindical de la aviación civil cubana

Foto: Internet
Autor: Lázaro Pérez Barcelona

A solicitud del Sindicato Provincial de Trabajadores del Transporte y Puerto de La Habana un grupo de periodistas nos trasladamos hasta la Compañía Contratista de Obras para la Aviación S.A. (CCOA S.A.), radicada en el municipio de Boyeros, para conocer de primera mano los logros alcanzados por esta empresa, tanto en el trabajo sindical como en el cumplimiento de su objeto social.


Esta compañía se dedica fundamentalmente a la ingeniería en supervisión y control técnico de inversiones para la aviación civil y los servicios de ingeniería en todas las fases de la dirección integrada de proyectos de inversiones destinados a las terminales aéreas, torres de control, terminales de carga, campos de vuelo, batizaje lumínicos y sistemas de aproximaciones, hangares, bases de combustibles y estaciones de bomberos, entre otras obras afines.

Su impronta puede apreciarse, en el terreno nacional, en la ejecución de las Terminales 2, 3 y 5 del aeropuerto internacional José Martí de la capital cubana, la torre de control y bloque del mismo lugar, y la remodelación del aeropuerto Juan Gualberto Gómez de Varadero, por solo citar dos ejemplos.

Además de Cuba sus servicios están presentes en países como Granada, Venezuela, Angola y San Vicente y las Granadinas.  

Mucho ha tenido que ver el accionar sindical en el desempeño de sus afiliados enfocado en prestigiar a la compañía e incluso a Cuba, por tal razón la entrevista a su dirigente sindical se torna obligatoria.

Ella es Wilma González García, secretaria general de la sección sindical por más de 15 años, de los casi 20 de fundada la empresa.

Usted tiene como trabajadora una alta responsabilidad que cumplir, ¿cómo la conjuga  con la actividad sindical?

“Esta actividad ha significado un reto si se tiene en cuenta que esta empresa ha enfrentado un grupo de obras muy importantes y complejas, de un alto impacto social y económico, además de su gran volumen de ejecución para el sistema aeroportuario del país.

“Por supuesto, que para llevar a cabo ambas actividades tengo que planificar muy bien el tiempo, pero también me apoyo en el resto del ejecutivo sindical y en la administración, de hecho participo todos los meses en el Consejo de Dirección donde me actualizo sobre el devenir del centro y a la vez transmito los temas sindicales que necesitamos resolver en ese lapso, y en la reunión de la organización política con las restantes organizaciones se acuerda el apoyo a las actividades que requiere el sindicato. Y lo más importante es que los trabajadores creen en el sindicato”.

¿Puede usted ejemplificar como se materializa esa respuesta de los trabajadores para apoyar la gestión sindical?

“Una de las fortalezas es la prolongada permanencia de la mayoría de sus trabajadores, casi todos tienen una antigüedad de 10 años o más de los casi 20 de fundada esta empresa, eso crea un ambiente familiar, que es motivo para comprometerlos con las tareas y actividades sindicales, por eso no resulta ajeno que en diferentes años hayamos alcanzado la condición de Vanguardia Nacional, que otorga el sindicato, y la premiación a nivel provincial de ponencias procesadas a través de la Asociación de Innovadores y Racionalizaciones del municipio.

“Exhibe además como valor agregado el trabajo cohesionado de las organizaciones, la administración y los trabajadores, la participación en el apoyo de obras sociales como la construcción de viviendas, reparación de escuelas, consultorios médicos, hogares para ancianos y en la campaña antivectorial”.

Me pregunto, por qué usted no ha hablado sobre la remuneración salarial y si eso tiene que ver en esa permanencia de los trabajadores, considerando la alta calificación técnica media del colectivo.

“Es cierto que ese tema no había aflorado en este intercambio, pero la respuesta es simple. El salario medio, con aplicación de estímulo por resultado, es de apenas unos 500 pesos. Realmente no es un salario que no se corresponda con el nivel técnico y responsabilidad de los trabajadores, pero el sindicato sustituye con su accionar cualquiera diferencia salarial.

“La comunicación con los trabajadores a través de los matutinos semanales y la asamblea de afiliados mensuales es muy apreciada porque ahí lo mismo se felicita al trabajador(a) que cumple años, se menciona el que  tiene problemas de salud, se reconoce a los mejores trabajadores del mes y las áreas destacadas, se plantean los problemas o logros de la institución, en fin, estos contactos son muy saludables”.

La empresa opta por repetir la condición de Vanguardia Nacional según el expediente presentado al sindicato nacional sobre los resultados laborales y sociales alcanzados en el año 2015.

No hay comentarios:

Publicar un comentario