jueves, 17 de marzo de 2016

Alistan estadio Latinoamericano para histórico partido de béisbol

Autor: Agencia Cubana de Noticias (ACN)

El terreno de juego y otros espacios del estadio Latinoamericano, de La Habana, se alistan de cara al partido entre la selección de Cuba y el equipo de las Grandes Ligas de Estados Unidos Rayos de Tampa Bay, pactado para el venidero 22 de marzo.


Higinio Vélez, presidente de la Federación Cubana de la disciplina, aseguró hoy en conferencia de prensa que la emblemática instalación deportiva quedará lista para recibir el histórico desafío, y ambos elencos podrán entrenar en su grama el día 21 en vísperas del encuentro.

Vélez aclaró que las intensas labores ejecutadas en el llamado Coloso del Cerro no responden únicamente a la visita del plantel estadounidense, sino forman parte de un largo proceso de restauración que comenzó en 2010 y se extenderá por los próximos años.

El federativo destacó que el remozamiento del Latinoamericano busca dotar al principal estadio de Cuba de las condiciones necesarias para acoger en un futuro cercano un evento internacional de envergadura, específicamente la Serie del Caribe de Béisbol.

Antonio López Cubilla, vicepresidente del Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER), precisó que las acciones más importantes estuvieron encaminadas a mejorar la calidad del terreno con la recuperación del sistema de drenaje y el cambio de la hierba en el interior del cuadro.

También se dio continuidad a la intervención en el techo de la instalación, trabajos iniciados en 2014 para solucionar el mal estado de las láminas metálicas y la corrosión en la estructura metálica, destacó el directivo.

López Cubilla significó que el remozamiento del Latinoamericano incluyó además el acolchonamiento de las cercas perimetrales, gradas y palcos, salones de protocolo, mejoramiento del alumbrado artificial, cabinas de trasmisión y pintura general, entre otras tareas.

Del 2010 a la fecha los trabajos de restauración en el Coloso del Cerro han comprendido la renovación de la pizarra de anotación, la construcción de los servicios sanitarios e impermeabilización general de la emblemática instalación deportiva.

Se renovó la estructura metálica de las ocho torres y se realizó el montaje de luminarias para el alumbrado del terreno, la rehabilitación de las áreas destinadas a la estancia de los atletas y la creación de los espacios para el calentamiento de los lanzadores, según estándares internacionales.

El proyecto de inversión para los próximos años incluye nuevas labores para el mejoramiento y conservación del terreno de juego, con énfasis en el cambio de la hierba en los jardines y la reparación capital del sistema de drenaje, así como también la instalación de un nuevo regadío.

Entre esos trabajos destaca la rehabilitación de los locales donde radicará el refundado Salón de la Fama del Béisbol Cubano, y la adquisición y montaje de una pantalla gigante con su correspondiente sistema de audio y cámaras, destinada a un mejor disfrute del espectáculo.

La visita de los Rayos de Tampa Bay será la segunda de un equipo de Grandes Ligas a Cuba desde 1999, cuando los Orioles de Baltimore enfrentaron en el mismo estadio Latinoamericano a la selección nacional en un partido de exhibición.

El histórico tope amistoso es fruto de un serio proceso de conversaciones y constituye una muestra del interés por incrementar relaciones y consolidar al deporte como puente del intercambio entre ambos pueblos, en el actual contexto de los vínculos entre Cuba y Estados Unidos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario